Día de La Familia

la-familia-nahuatlLa familia es el núcleo y es el eje de la sociedad.
Y depende de cómo seamos las familias así será nuestra sociedad.
Quiero compartirles algo de cómo era la familia en los nativos nahuas.
Y digo era, porque esto se está perdiendo en la actualidad por la globalización en que estamos viviendo.

La familia nahua era muy unida, era muy bonito contemplar por las tardes a eso de las 5:00 p.m.
después de haber regresado de las labores agrícolas, ver a todas las familias reunidas en torno
a una mesa tomando sus sagrados alimentos, la mamá con sus hijas junto al fogón echando las tortillas
al comal, su esposo  y sus hijos sentados en la mesa iban topando esas tortillas calientitas
hechas por las hermosas manos de las mujeres del hogar, se oían las risas
y se veía la carita de los niños chorreadas de frijoles, pero al fin todos contentos como familia.

El papá tenía la obligación de enseñarles a sus hijos desde muy pequeños a los trabajos propios de varones,
como es el saber:

  • Afilar el machete o el huingaro y saber utilizarlos con el cuidado  que se debe de tener.
  • A leñar, desde como cortar, como amarrar y cómo cargarla.
  • A chapolear el monte.
  • A sembrar una semilla o a plantar una planta.
  • A escardar bien en la milpa.
  • A cortar elotes o piscar el maíz.
  • A amarrar su animal, ya sea burro o caballo.

En fin a todo lo relacionado a la ganadería y a la agricultura.

Y la mamá tenía la obligación de enseñarles a sus hijas todo lo relacionado a cocina, a la limpieza
y a la vestimenta, les enseñaba a:

  • Cómo poner el nizcón, a lavar el nixtamal, a moler y a hacer las tortillas.
  • A hacer una salsa.
  • A hacer un guiso.
  • A lavar los trastes.
  • A lavar y a costurar la ropa.
  • A bordar una servilleta o un mantel.
  • A asear la casa.

Bueno, todo lo relacionado a los quehaceres de la casa.

Y esto todos los niños y niñas los aprendía desde muy pequeños.

¡Ah!, pero también las correcciones eran muy severas tanto en los niños
como en las niñas cuando infringían las normas de la familia.

La vara de tamarindo era muy utilizada por los papás y mamás para la formación de sus hijos,
cuando éstos desobedecían, cuando no hacían bien las cosas encomendadas.

  • Y cuando de su boca les salía una mala palabra les pegaban en la boca en ocasiones
    hasta sangraban.
  • Los acostumbraban a levantarse temprano y enseguida tenían que ir al trabajo de campo o
    los quehaceres del hogar.
  • Los hijos o hijas por recibir estas correcciones por lo regular nunca les guardaban
    rencor a sus papás,
    porque entendía que eso era para su bien.
  • En la familia les inculcaban mucho el respeto a los mayores, a las plantas
    y a los animales.
  • Se les inculcaba la colaboración en la familia y en la comunidad.
  • Se les enseñaba a ser solidarios con los demás.

En la actualidad, vemos a estas correcciones como un infringimiento a los Derechos humanos
y son penados por nuestras leyes actuales, pero gracias a estas correcciones la familia
se mantenía en armonía, en unidad y sobre todo en felicidad. Bueno, pero son tiempos pasados.

En la actualidad, los niños(as) ya no son enseñados por sus papás y mamás porque van a la escuela,
porque se aspira a ser mejores que antes, ya no son corregidos a la manera de antes
porque están presentes los Derechos humanos.

Pero a pesar de ello hoy vemos a las familias cada día más desintegradas, más desunidas,
sin amor, desorientadas, sin ese valor que debería de tener la familia como el núcleo o centro de la sociedad,
como el motor o eje que hace mover en bien a la sociedad.

Para saber de cómo están nuestras familias actuales contemplemos cómo está nuestra sociedad,
y saquemos nuestras propias conclusiones.

No estoy en favor ni en contra de la formación de antes y el de ahora en las familias,
simplemente es una reflexión de cómo estamos en la sociedad como producto de nuestras familias.

Tlaskamatikaj miak.
Muchas gracias.

Uan ma mokualtilli tochaneuaj.
Y que viva la familia.

Acerca de Jose Nicanor


Con más de 30 años de experiencia directa en el idioma náhuatl, es hablante nativo, ha entrenado a profesionistas en cursos presenciales y conferencias en Instituciones. Fungió como profesor en Educación Bilingüe, Es fundador de HablemosNahuatl.mx y es autor de los conocidos Libros en Náhuatl “Ma Tikamatikaj Nauatl”, “Pequeño Vocabulario para Médicos”, “NAUAamotsin – Librito Náhuatl”, un curso en DVD “Hablemos Náhuatl” y otros.